Qué regalar el 14 de febrero

Se encuentra usted aquí


El 14 de febrero es el “Día de los enamorados” o San Valentín. La tradición dice que las personas que tienen pareja o profesan especiales sentimientos por una persona en particular, tienen que hacerle un regalo. Este es un gesto que en sí mismo, puede ser muy agradable: después de todo es una excusa para pasar un rato especial con una persona que tiene un papel único —a veces el más importante— en nuestra vida.

No obstante, precisamente porque queremos que el regalo sea especial, a veces nos podemos sentir acosados, sin saber qué elegir. Aquí te proponemos un método para ayudarte a alcanzar la idea perfecta, el regalo más adecuado.

Valora tu economía y establece un presupuesto: piensa que lo más importante no es el dinero, pero que en la práctica sí supone una limitación. Posiblemente, si fueses multimillonario contratarías un viaje a gastos pagados a la otra punta del mundo para ver un espectáculo de su artista favorito. No te agobies si las primeras ideas que te asaltan la cabeza superan tu presupuesto, simplemente, intenta centrarte en otras cosas que sí puedas pagar.

Haz una lista de sus gustos: todas las personas tenemos hobbies, desde productos culturales (música, literatura, cine, juegos, etc.), viajes, colecciones, sueños por cumplir (desde hacer submarinismo hasta entrar en una habitación llena de globos).

Analiza vuestras conversaciones y reacciones: todas las personas, implícita o explícitamente, inocentemente o no tanto, nos aportan pistas sobre qué les gustaría que les regalasen. Desde el gesto sutil de pararse en un escaparate, hasta la historia de aquel juguete que nunca consiguió durante su infancia pueden ser ideas maravillosas que puedes aprovechar. Esto puede funcionar muy bien si tienes tiempo; si faltan dos días, no seas descarado acosando con preguntas inquisitivas.

Ten en cuenta la edad de la persona y su temperamento: Esto, en sí mismo, te ofrece un montón de tópicos. A una mujer de mediana edad, en general, le puede gustar más una joya que a una chica joven y aventurera que adore los deportes de aventura. Quizá una corbata sea adecuada para un señor mayor, pero no buena para un chico corriente de menos de treinta años.

Sopesa el tiempo de relación y el grado de implicación: Por ejemplo, quizá no sea muy adecuado que hagas un regalo comprometido si lleváis dos meses saliendo, guarda la idea para un poco más adelante. Por el contrario, si la relación es verdaderamente estable, quizá sea el momento de demostrarlo.

No te agobies: Lo que tu pareja quiere es estar contigo, no presumir de regalo día 15 de febrero.

Categorias:

anteriorPostre San ValentinsiguienteFlores de papel crepé paso a paso