Consecuencias de las adicciones

Se encuentra usted aquí


Las adicciones constituyen uno de los problemas más graves con los que se enfrenta la sociedad entera, y el grupo etario que se ve más propenso a consumir alguna sustancia adictiva son los adolescentes.

Por ejemplo el alcohol, a pesar de ser legal y poder comprarse en cualquier mercado, sigue siendo una sustancia adictiva que provoca efectos desastrosos: accidentes automovilísticos, enfermedades cardiovasculares, cirrosis hepática, hemorragias cerebrales y el síndrome alcohólico fetal, entre otros.

Si tomamos el caso del tabaco, otro sustancia adictiva legal, podemos nombrara que su consumo aumenta considerablemente el riesgo de contraer algún tipo de cáncer relacionado con las vías respiratorias como una de sus consecuencias más graves.

Las personas adictas que consumen sustancias inyectables corren el riesgo de contraer enfermedades transmitidas por la sangre, como ser el SIDA. Además estas sustancias provocan más sobredosis que las consumidas por otros medios. Él porque la gente consume estas sustancias puede contestarte diciendo que las mismas producen un efecto excitante y, en algunos casos como los opiáceos, también inhibiciones.

Recordemos que la mayoría de las drogas provocan una dependencia tanto física como psíquica y que su uso continuo provoca tolerancia, por lo que la persona debe consumir cada vez más para lograr las mismas sensaciones.

Se cree que esta tolerancia está producida por mecanismos homeostáticos, que son lo que el cuerpo pone en funcionamiento para obtener una armonía interna. Cuando la persona consume regularmente una droga la persona puede llegar a sufrir del síndrome de abstinencia si la deja de un día para el otro. En este están involucrados receptores de las neuronas de diferentes partes del cerebro.

Categorias:

anteriorCómo dejar la cocaínasiguienteClasificación de las drogas