Cómo vestir elegante

Se encuentra usted aquí


Para vestirnos elegantemente, no es indispensable invertir grandes fortunas en el ropero.

Hay personas a las que todo les queda bien y lucen con estilo propio, y otras que pueden llevar el vestido más caro del mundo y siempre se ven desastrosamente presentadas. ¿En qué consiste esto?

Aunque existe una especie de intuición natural para escoger la ropa y combinar los colores, no todas las personas tienen desarrollada esa facultad y les cuesta decidir a la hora de vestir; sin embargo, con interés y perseverancia, se pueden obtener muy buenos resultados.

Para vestir elegante e impecablemente, debemos seguir los siguientes consejos:

En primer lugar recordemos que menos es más. No es aconsejable recargarse a la hora de vestir o ponerse accesorios.

Tengamos en cuenta nuestra complexión física. Prefiramos los colores enteros, si somos de baja estatura, y evitemos los estampados de gran tamaño.

Investiguemos los colores que le lucen a nuestro tono de piel y aprendamos a combinarlos.

Usemos prendas de excelente confección.

Prestemos mucha atención a la presentación de la ropa y por ningún motivo la llevemos arrugada, sucia, manchada, descosida o rota.

Usemos accesorios acordes a la ropa.

Siguiendo al pie de la letra estas sugerencias, luciremos bien vestidos sin demasiado esfuerzo.

Categorias:

Etiquetas:

anteriorEl anillo más caro del mundosiguienteCorbatas extrañas