Maquillaje de terror para Halloween

Se encuentra usted aquí


Una de las características que identifican a la noche de Halloween, es que los niños se disfrazan de seres tenebrosos y horripilantes, con el fin de recorrer el barrio pidiendo dulces y golosinas a los vecinos. También suelen hacerlo los adultos, aunque ya no para pedir caramelos sino para asistir a fiestas en discotecas nocturnas y bares.

Para ello los disfraces tienen que ser geniales y el maquillaje de rostros envejecidos, con feas cicatrices o quemaduras en el rostro, son ideales para lograr una perfecta tipificación de la noche de brujas.

A continuación, le mostramos algunas indicaciones para lograr una cicatriz con sangre en el rostro.

El primer paso será el de armar una bolita con cera o látex, apoyarla sobre la frente de manera que quede bien asegurada y pintar con color rojo morado la zona en donde se colocó la cera y también a su alrededor.

El segundo paso será el de hacer un agujero en el interior de la bola de látex o cera, con la ayuda de la punta de un pincel o el extremo de un lápiz, tratando de dejar partes desiguales sobre los bordes. Si te animas, puedes colocar flequillos negros.

Por último, con pintura roja, se tiene que dibujar un chorro de manera que parezca que sale del agujero de cera y así quedará, realmente, una horripilante y asquerosa cicatriz con sangre.

Lograr maquillaje de terror para Halloween no es muy difícil, sólo se deben seguir con exactitud las recomendaciones y así se obtendrán caracterizaciones excelentes para brillar en la noche de Halloween.

Categorias:

anteriorMaquillaje para la nochesiguienteMaquillaje de calavera para Halloween